CUERPO SUTIL - CORAZÓN -






CUARTO CHAKRA Anahata Chakra



Vamos a explorar este centro del amor y compasión.


Recuerdo sentir mi corazón abierto. Hasta entonces había sido un lugar donde alojaba el amor maternal, de mi familia y amigas.

La que les cuento fue una de esos momentos que agradeces toda tu vida ya que me expuso a otro tipo de amor.

A mis 23 años, viví una experiencia comunitaria extraordinaria, en medio de las montañas, trabajando codo a codo con las gentes del lugar levantamos lo que sería una pequeña escuela, fue ahí la primera vez que sentí un tipo de amor que no había sentido nunca, era joven y mi corazón se salía de mi pecho, eso que estaba pasando allí en esa tierra, era amor incondicional, alegría, júbilo, hermandad, amar sin más, sin pensar, sólo sentir. Experimentarlo, fue magia, alimento y agradecimiento.

Estaba amando a otras personas que apenas conocía, que no sabía nada de ellas, no intenté entender sino dejarme llevar por una experiencia que ahora sé fue sagrada, mi corazón había experimentado un amor nuevo, inmenso, sin límites.

Deseo que todas las personas puedan, alguna vez en sus vidas sentir este tipo de amor, a partir de ahí la vida cobra un sentido sagrado.


Nombre: Anahata {Centro del Corazón}

Ubicación: El corazón; centro del pecho.

Color: Verde. Rosa

Elemento: Aire.

Gemas minerales: Esmeralda, turmalina verde y rosada.



Este es tu centro de amor. De aceptación y compasión. Es el punto de equilibrio entre lo material {los 3 chakras inferiores} y lo espiritual {los 3 chakras superiores}. Transciende tus historias personales, de dolor y de tristeza y deja que este lugar cálido, de amor y plenitud desborden en ti, allí, en el centro de tu corazón, encontrarás el verdadero amor.


Cuando el chakra del corazón está abierto y claro: te sientes amada, abierta y llena de energía. Sientes que tienes la capacidad de perdonar y dejar ir. Estás respirando con facilidad, literal y figurativamente, y sabes que tienes abundante amor para compartir. Estás a gusto contigo misma y con quienes te rodean. Estás contenta, aceptando y comprendiendo.


El chakra del corazón puede bloquearse por: Las relaciones dañadas con los amantes y la familia, pueden hacer que el centro del corazón se derrumbe sobre sí mismo hasta que se resuelvan los problemas. Pasar demasiado tiempo sola, no porque quieras estar sola, sino porque te has aislado de tus amigas. Practicar el amor egoísta también puede hacer que el corazón se cierre. Tener miedo a abrirse y ser vulnerable.


El desequilibrio puede provocar: asma, opresión en el pecho, palpaciones cardíacas, dolor de corazón. Un sentimiento de desesperación. Una sensación de que tu corazón está cerrado, como si no pudieras permitir que entre amor. Es posible que no creas que hay amor en este mundo para ti. Es posible que experimentes dificultades para dejar ir el enojo y experimentes un sentimiento de intolerancia hacia quienes te rodean. El entumecimiento también proviene de un chakra del corazón cerrado. Despertar sin un sentimiento de propósito. Notar un vacío en las costillas.


Para verificar la causa del desequilibrio, pregúntate: ¿Me siento amada y cuidada? ¿He sido generosa y abierta con mi amor? ¿He estado reteniendo el amor de alguien querido para mí?


Cosas que hacen feliz a la Anahata: Presionar cuarzo rosa en tu corazón, o un poco de esmeralda. Pequeños actos de bondad, como llevar las compras de un extraño, donar a una organización benéfica o ser voluntario con animales. Cantar. Meditar en el centro del corazón también ayuda: tomarte un poco de tiempo de tu día para concentrarte en el lugar donde puedes sentir los latidos de tu corazón, permitiendo que tu mente descanse allí, como un pájaro en una rama. Además, practicar el amor desinteresado: masajear a una pareja sin esperar nada a cambio, o escribir una carta amable a alguien a quien le vendría bien recordar que es amado.


Té para equilibrar el Anahata Chakra: Prepárate una infusión floral de escaramujo, lavanda, hibisco, cerezas y té verde.


Yoga Asana: Ustrasana {postura del camello}. Un hermosa postura que abre el corazón.



Repite alguna de las siguientes afirmaciones:

  • Estoy abierta al amor.

  • Soy compasión.

  • Practico el amor desinteresado.

  • Merezco el amor verdadero.

  • Sé amar.

  • Doy y recibo amor sin esfuerzo.



“Tu tarea no es buscar el amor, sino buscar y encontrar las barreras dentro de ti misma que has construido contra él”.

RUMI








ENTRADAS DESTACADAS
ENTRADAS RECIENTES
       ARCHIVO
  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon